Infección por SARS-CoV-2 e influenza juntas: ¿Hay mayor riesgo de complicaciones?

por | 23, Abr, 2022 | Covid 19, Infectología

6 minutos de lectura

111 vistas

Revisamos en InfoMed una reciente publicación de The Lancet sobre  si hay o no mayor riesgo de requerir asistencia respiratoria mecánica (ARM) y muerte en los pacientes infectados con ambos virus.

  • Los adultos hospitalizados con Covid-19, que también tienen influenza, tienen mayor riesgo de requerir ARM y de morir, que los individuos infectados con SARS-CoV-2 sólo, u otros virus.
  • Los individuos con Covid-19 deberían también hacerse pruebas de influenza.
  • Es importante aumentar la vacunación contra el SARS-CoV-2 e influenza, ya que ambos virus circulan en la comunidad.

Estas son algunas de las conclusiones a las que llegaron un grupo de investigadores de Inglaterra y Escocia, y cuyos resultados fueron publicados en The Lancet, el 25 de marzo del 2022, en una Correspondencia, Co-infección de SARS-CoV-2 con virus de influenza, Virus Sincicial Respiratorio (VSR), o adenovirus(1).

Estas investigaciones se dieron en el marco del Consorcio International Acute Respiratory and Emerging Infection (ISARIC), que fue establecido en el año 2013, para estar preparados para una pandemia. Los fondos para este consorcio son del gobierno del Reino Unido.

Las medidas para reducir la transmisión del SARS-CoV-2 fueron no solo efectivas para reducir la transmisión de este, sino también de los distintos virus endémicos. La circulación y actividad de estos alcanzaron pisos históricos (2).

A medida que se fueron liberando las restricciones, empezó a aumentar la circulación conjunta del SARS-CoV-2 con otros virus en el mundo (3,4), lo que aumentó el riesgo de co-infecciones virales.

Los resultados clínicos de estas coinfecciones no los sabemos con precisión. Para contestar está pregunta, un grupo de investigadores escoceses revisaron los resultados clínicos de 212.466 adultos que fueron hospitalizados por una infección por SARS-CoV-2 en los hospitales del Reino Unido, de febrero del 2020, al 8 de diciembre del 2021.

El estudio

Analizaron los resultados clínicos de 212.466 pacientes internados por Covid-19 en el Reino Unido de febrero del 2020 al 8 de diciembre del 2021 (durante las olas de la cepa original del SARS-CoV-2, Alfa, Delta y el principio de Ómicron). En estos, analizaron cuántos tenían una co-infección con influenza, VSR y adenovirus.

Se les realizaron pruebas para otros virus, además de para SARS-CoV-2, a 6965 pacientes. Vieron cuántos de estos habían requerido ARM, o habían fallecido.

Los resultados

De 6965 pacientes con SARS-CoV-2 analizaron para otros virus, 583 (8.4%) tenían una co-infección:

  • 227, influenza (39% de las coinfecciones).
  • 220, VSR (38% de las coinfecciones).
  • 136, adenovirus (15.4% de las coinfecciones).

Para poder extrapolar estos resultados de la población que se testeó para varios virus, a una población que represente a los internados en un hospital, se aplicaron distintos métodos estadísticos, con análisis de regresión multivariable. Tras realizar esto, la co-infección con influenza aumentó significativamente el riesgo de requerir ARM y de morir, mucho más que los otros virus analizados.

La co-infección con influenza se asoció con un mayor riesgo de requerir ARM y de morir, en comparación con la infección por SARS-CoV-2 sólo:

  • 4.14 veces más riesgo de requerir ARM.
  • 2.35 veces más riesgo de morir.

La co-infección con adenovirus se asoció con mayor riesgo de morir, en comparación con la infección por SARS-CoV-2 (53% más riesgo).

No hubo incrementos significativos en ambos resultados (ARM y muerte) con el VSR.

Las conclusiones y puntos para llevar

  • Los adultos hospitalizados con Covid-19, que también tienen influenza, tienen mayor riesgo de requerir ARM y de morir, que los individuos infectados con SARS-CoV-2 sólo, u otros virus.
  • Los individuos con Covid-19 deberían también hacerse pruebas de influenza.
  • Es importante aumentar la vacunación contra el SARS-CoV-2 e influenza, ya que ambos virus circulan en la comunidad.

Este ensayo en que se analizaron más de 212 mil pacientes internados a lo largo de 18 meses, es el más grande que se llevó adelante para estudiar la co-infección del SARS-CoV-2 y los virus endémicos.

Que el 8.4% de los que se hicieron pruebas múltiples haya tenido otro virus, nos hace tener que considerarlos en muchos casos, principalmente, al asociado con más resultados adversos, influenza, que además tiene un tratamiento, el oseltamivir.

Una de las críticas a este estudio es que quizás las pruebas múltiples se le hicieron a los pacientes que estaban más graves, por lo cuál los resultados pueden ser «peores» que los del resto de la población, si se hubieran estudiado todos los participantes.

Dado que la infección por virus en el hospital (es decir, intrahospitalaria) es rara, asumimos que los pacientes se internaron ya con la co-infección viral, desde la comunidad.

En conclusión, hacer pruebas de influenza a los pacientes que se internan por una infección por SARS-CoV-2 puede permitir identificar a una población en riesgo de resultados adversos, pero que podría recibir un tratamiento adicional, como por ejemplo un antiviral como el oseltamivir.

Sobre el autor

Ramiro Heredia

Ramiro Heredia

AUTOR

Médico especialista en Medicina Interna. MN 117882 – Egresado de la Universidad de Buenos Aires. Médico de Planta, División Urgencias – Hospital de Clínicas José de San Martín. Coordinador del módulo Clínico, Curso bienal de Emergentología – SAPUE.

Anuncian este espacio

Notas relacionadas

¿Buscás más contenido?

AUSPICIAN ESTE ESPACIO

Calendario

mayo 2022
L M X J V S D
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031  

Pin It on Pinterest

Share This