Científicos están tratando de descubrir si Ómicron golpea más fuerte a los niños

por | 10, Feb, 2022 | Pediatría, Variantes

6 minutos de lectura

152 vistas

Los niños representan una proporción mayor de las hospitalizaciones en esta ola, comparado con lo que representó en las anteriores.

Se publicó el 4 de febrero en Nature ¿Ómicron golpea a los niños más fuerte? Los científicos están tratando de descubrirlo, donde revisan los datos actuales relacionados con el Covid-19 en pediatría: los niños representan una proporción mayor de las hospitalizaciones en esta ola, comparado con lo que representó en las anteriores.

En publicaciones previas, se vio que el Covid-19 tenía un curso más benigno en niños que en adultos (1), lo que no implica que no sea una enfermedad potencialmente grave y mortal. Es más, constituye una de las principales causas infecciosas de muerte en este grupo etario (2).

La importancia de vacunar a los niños, ya ha sido revisada, con fuerte evidencia a favor (3).

Los niños parecerían ser más susceptibles al Covid-19, en parte porque la mayoría no han sido vacunados aún.

Al analizar el riesgo individual de los niños de ser hospitalizados con Ómicron, este es de 1/3 de lo que fue con Delta, cuando esta dominaba. Además, la gravedad de las hospitalizaciones en niños, no parece ser mayor en la actualidad de lo que fue en el pasado.

Análisis de datos preliminares del Reino Unido muestran que, aunque la proporción de niños en las hospitalizaciones subió con Ómicron, principalmente en menores de 1 año, no subió la necesidad de medidas de soporte, tales como asistencia respiratoria mecánica, o uso de oxígeno suplementario (se internaron más en proporción, pero menos graves).

Estos hallazgos muestran en los niños, la misma tendencia que en los adultos: Ómicron parece que genera menos hospitalizaciones que Delta, especialmente en la población inmunizada y más joven.

Pero los científicos están tratando de ver por qué Ómicron genera un número desproporcionado de hospitalizaciones en niños. En los Estados Unidos, los niños representan el 5% de todas las hospitalizaciones por Covid-19, una proporción 4 veces más alta que en las olas previas de Covid-19.

Entre las explicaciones potenciales, tenemos que Ómicron es extremadamente transmisible, sumado a la falta de inmunidad, por las bajas tasas de vacunación, o por falta de infecciones en el pasado, en esta población.

Es más, muchos países aún no autorizaron la vacunación en menores de 5 años, y algunos, ni siquiera en menores de 12 años. En los Estados Unidos, pese a estar autorizada en el grupo de 5-11 años, solo 1/3 de esta población recibió una vacuna.

Otra posible explicación está en el tipo de infección que genera Ómicron, con más compromiso de la vía aérea superior, y menos compromiso de la vía aérea inferior, con menos neumonía y enfermedad grave (4).

Esto, en niños, puede representar un problema teórico: los niños tienen pequeños pasajes de aire en las fosas nasales, que pueden fácilmente bloquearse por la inflamación generada por una infección. Esto es particularmente importante en los niños menores de 6 meses, que respiran exclusivamente por la naríz, y hasta los 2 años, en que la respiración es predominantemente nasal.

Esto se evidencia en un mayor número de casos reportados de Covid-19 Croup, que es la inflamación de la vía aérea superior que produce una característica tos «de perro».

El «crup» es un síndrome caracterizado por la presencia de un grado variable de tos perruna o metálica, afonía, estridor y dificultad respiratoria. Se denomina «crup» a partir del termino en inglés, que quiere decir «llorar fuerte». Es frecuente en las infecciones por virus respiratorios en pediatría, con afección de la laringe y la tráquea.

Otra de las preocupaciones es la posibilidad de desarrollar Covid-19 prolongado, una condición rara, pero muy grave, que es el síndrome inflamatorio multisistémico en niños (MIS-C, por su sigla en inglés, 2 a 4 semanas después de una infección aguda. Respecto a este último, no ha habido una ola de este cuadro por el momento, afortunadamente.

Sobre el autor

Ramiro Heredia

Ramiro Heredia

AUTOR

Médico especialista en Medicina Interna. MN 117882 – Egresado de la Universidad de Buenos Aires. Médico de Planta, División Urgencias – Hospital de Clínicas José de San Martín. Coordinador del módulo Clínico, Curso bienal de Emergentología – SAPUE.

Anuncian este espacio

Notas relacionadas

¿Buscás más contenido?

AUSPICIAN ESTE ESPACIO

Calendario

noviembre 2022
L M X J V S D
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
282930  

Pin It on Pinterest

Share This